La importancia de traducir y localizar manuales de instrucciones

La importancia de traducir (bien) y localizar manuales de instrucciones

/, Español, Traducción & Interpretación/La importancia de traducir (bien) y localizar manuales de instrucciones

La importancia de traducir (bien) y localizar manuales de instrucciones

La traducción técnica es una disciplina altamente especializada que requiere un conocimiento especializado de la terminología específica del producto o proceso en cuestión que se va a traducir, y donde nada debe dejarse al azar. Por eso, si tu empresa ha elaborado un manual de instrucciones de un producto concreto, es importante que tengas en cuenta que su contenido debe ser siempre lo más claro e informativo posible. Una mala traducción podría hacer que la información se convirtiese en algo difícil (o directamente imposible) de entender y de seguir. Un sólo error en la traducción podría, de hecho, provocar que el lector pueda entender mal las instrucciones y hacer un mal uso del producto que ha adquirido, lo cual muy probablemente le llevará a desconfiar de tu empresa.

Por estos motivos tan importantes, las traducciones técnicas sólo deben (o deberían) llevarse a cabo por traductores cualificados con experiencia. Y es que resulta extremadamente importante que los manuales traducidos sean precisos y de fácil comprensión.

En casos como los de la traducción de manuales de instrucciones, la precisión de la traducción es vital  para la salud y la seguridad del lector. Las herramientas de traducción automática que podemos encontrar por Internet no son exactas, ¡ni mucho menos especializadas!, y además, no están diseñadas para la producción de documentación de alta calidad. Confiar en la traducción automática seguro dará lugar a infinitos errores de traducción e instrucciones de seguridad poco informativas y engañosas, lo que a su vez tendrá consecuencias nefastas para la imagen de tu negocio y ya se sabe… ¡no puede haber nada peor que un cliente que habla mal de ti y de los productos que ofreces!

A la hora de ponerte en contacto con profesionales de la traducción, debes también saber que muy a menudo es necesario crear un glosario especializado que normalice la nomenclatura utilizada en tu empresa. ¡Y no sólo eso! También hay que tener en cuenta el proceso de localización, mediante el que la traducción en cuestión tiene que ser adaptada a un mercado local concreto desde el punto de vista lingüístico y cultural para hacerlo totalmente comprensible a sus lectores meta.

Con todo esto, podemos afirmar que existen considerables beneficios de negocio para aquellas empresas que invierten en la traducción. Traducir los manuales de instrucciones y de seguridad a varios idiomas permite a las empresas internacionalizarse y comercializar sus productos en el exterior, llegando así a un público más amplio y más diverso.

Sin embargo, como ya hemos comentado, los errores de traducción en un manual de instrucciones y de seguridad pueden llevar a los clientes a cuestionar la calidad del producto que tienen en sus manos, algo que disminuirá inmediatamente su confianza en la compañía. Asimismo, no hay que olvidar que los posibles accidentes derivados de una mala traducción de un manual técnico pueden llegar a  causar lesiones, daños materiales o cosas mucho peores que realmente nadie querría imaginar, algo que genera una pésima imagen corporativa y podría llegar a causarte la ruina. Mejor no te la juegues.

¿Te ha gustado nuestro post? Recibe nuestra newsletter mensual con el mejor contenido de nuestro blog.

Posts relacionados: 

#101. La importancia de traducir (bien) las cartas de restaurante 

#78. Diez consejos para internacionalizar tu tienda online

De | 2013-09-17T11:11:20+00:00 septiembre 17th, 2013|Crónica, Español, Traducción & Interpretación|0 Comments

Deja un comentario