Sudáfrica y las interpretaciones fallidas, podría ser el título de un libro. Y es que Sudáfrica vuelve a ser el foco de atención a causa de una interpretación desafortunada. Durante el juicio a Oscar Pistorius, no uno, sino dos intérpretes han causado un revuelo en todo el país por su desafortunada (o inexistente) actuación.

Interpretaciones fallidas en Sudáfrica

La primera persona encargada de interpretar al inglés las palabras de la testigo Michelle Burger, hablante nativa de afrikáans, simplemente no apareció. Y la segunda, sacada de la manga para suplir la baja, no se lució, que digamos.

La intérprete era incapaz de transmitir con fidelidad las palabras de Burger, y a menudo le pedía a esta que repitiese su testimonio. La cosa se puso tan mal que la testigo finalmente optó por hablar en inglés, y se invitó a la intérprete a finalizar su trabajo.

La importancia de los intérpretes y traductores profesionales

Desgraciadamente, esto no hace más que demostrar la poca importancia que en ocasiones se le sigue dando al trabajo de intérpretes y traductores. Con esta situación en concreto, se pone de relevancia la dificultad que entrañan este tipo de intervenciones.

Por eso, cualquier elección que no sea la de contratar a profesionales cualificados es una elección errónea. Si desde Sudáfrica hubiesen contactado con Ontranslation habríamos realizado el servicio sin ningún problema. Eso sí, el viaje y la estancia entrarían en el presupuesto.

Ah, el juicio en el que se decidirá si Pistorius es culpable o no de asesinato por la muerte de Reeva Steenkamp (es algo así como el caso OJ del siglo XXI), se está televisando en Sudáfrica, así que imaginaos hasta qué punto es importante el papel de los intérpretes.

Visto lo visto, tendremos que añadir una categoría más a nuestro blog: Sudáfrica. ¿No creéis?