Factores de confianza en un ecommerce internacional

Existen una serie de factores de confianza en un ecommerce internacional que deberemos cumplir si queremos dar el salto fuera de nuestras fronteras con éxito. Pese a que de primeras te pueda pillar por sorpresa, no sufras, en este artículo te desvelamos cuáles son y cómo conseguirlos. Y es que, para lograr que vendas crossborder con éxito es imprescindible hacer las cosas bien.

Sellos de confianza para ecommerce y otras condiciones tecnológicas

Para que nuestro futuro cliente confíe en nuestra tienda online, debemos darle un serie de garantías. En primer lugar, nos vamos a centrar en las relativas a la parte técnica de la web.

Así, será crucial contar con el certificado SSL, el cual garantiza que los datos de nuestros usuarios están a salvo. Para comprobar si contamos con él, basta con mirar en el navegador. Si delante de nuestra dirección se muestra el https o el icono de un candado, nuestra dirección es segura.

Si decidimos añadir algún dominio nuevo a la hora de internacionalizar el ecommerce, no debemos olvidarnos de este factor.

A esto, hay que sumarle los sellos de confianza. Pero ¿qué son y dónde se consiguen?

¿Qué son los sellos de confianza para un ecommerce?

Los sellos de confianza ponen de manifiesto que cumplimos las medidas de seguridad y buenas prácticas. Pese a que no son obligatorios, son muy recomendables, especialmente si queremos internacionalizar nuestra tienda online.


Existen muchos tipos de sellos, pero los más habituales en los ecommerce son:

  • Aenor e-Comercio
  • Confianza Online
  • eValor
  • Norton Secured
  • Trusted e-shops

Es importante saber que contar con este factor de confianza en un ecommerce internacional nos pondrá en una mejor posición de cara a la conversión. Eso sí, este sello hay que renovarlo cada cierto tiempo.

El contenido: principal factor de confianza en un ecommerce internacional

Pocas cosas generan más incertidumbre que enfrentarse a la carta de un restaurante en un idioma completamente diferente al nuestro. Peor aún si no incluye fotos y la persona que nos atiende tampoco sabe comunicarse en nuestro idioma.

Pues bien, esta misma sensación debemos evitarla en nuestra tienda online si queremos abrirnos a otros mercados. Para ello, deberemos atacar el contenido por diversas vías

La presentación del producto, para todo el mundo

La más evidente es ofrecer la información detallada de nuestros productos y servicios. Esto implica, siempre que sea posible, añadir elementos visuales (fotografías, vídeos…) que ayuden al usuario a identificar qué va a comprar.

Evidentemente, la traducción de los contenidos será vital. No obstante, no deberíamos quedarnos ahí. Desde Ontranslation recomendamos encarecidamente que no lancemos una marca fuera de nuestras fronteras sin antes haber hecho un asesoramiento lingüístico y cultural. Además, es importante que traduzcamos los embalajes y/o etiquetas de los productos, de modo que el cliente reciba la información en su idioma y no deba recurrir a la web para comprobar los detalles.

Las opiniones de clientes como elemento de confianza

Si ya tenemos nuestro ecommerce en el mercado, no podemos perder de vista las opiniones que han dejado nuestros clientes en Google My Business y otras plataformas como Trust Pilot.

Pese a que no tengamos demasiado tiempo, invertir unos minutos al día en responder esas reviews es de los mejores factores de confianza que una ecommerce internacional puede tener. Es más, ¿te has planteado integrarlas en tu web? ¡Esto sería un plus!

Canales de comunicación que incrementan la seguridad

Tener un problema durante el proceso de compra y no poder contactar con un servicio de atención al cliente es terrible para la reputación de la empresa. Por este motivo, si queremos aumentar la confianza online del cliente de ecommerce, no deberemos olvidarnos de ofrecerle diversas vías de contacto.

No hace falta que instalemos una centralita. Basta con poner una dirección de correo electrónico u ofrecer la posibilidad de contactar con nosotros a través de las redes sociales.

 

Avisos legales y pago seguro para hacer una tienda online

Una vez nuestra web es segura y el contenido es confiable, solo queda gestionar la venta. Para ello, existen algunos factores de confianza en una ecommerce internacional que podemos tildar de básicos.

Métodos de pago en ecommerce

Si queremos vender nuestros productos, necesitaremos pensar qué métodos de pago son los más idóneos, ya que existen muchos y las preferencias del cliente varían en función de la cultura. Eso sí, en cualquier caso, deberemos apostar por aquellos que nos garanticen la seguridad, tanto del cliente como la nuestra.

Por ejemplo, contar con las pasarelas de pago tipo PayPal en nuestro ecommerce internacional, genera más confianza que las transferencias bancarias. Por otro lado, si damos la opción de hacer la transacción con tarjeta de crédito, será importante la verificación CVV para evitar que se usen números de tarjetas fraudulentos.

Información detallada del envío

Para exportar nuestros productos, ser claros con el envío internacional es crucial. En este caso, deberemos mostrar a qué países podemos realizar el envío, cuánto cuesta y cuánto tiempo tardará en llegar.

Adicionalmente, es interesante que señalemos con qué compañía de mensajería trabajamos, ya que esto aumenta la confianza del usuario. Todo esto lo podemos recopilar en la sección de preguntas frecuentes o FAQ.

Política de devolución y otros avisos legales

Con la venta gestionada, parece que ya solo queda asegurarnos de que el cliente queda conforme. Sin embargo, es posible que no se dé el caso. En esa situación, ¿qué pasa?

Para evitar que nuestro usuario vaya dando tumbos, es importante que tengamos la política de devolución bien traducida y visible en nuestra web. De hecho, el último de los factores de confianza en una ecommerce internacional es la claridad legal. Es decir, tener todos los avisos legales bien traducidos. Esto incluye desde la política de cambios y devoluciones, como el uso de las cookies. Y, por supuesto, nuestros datos.

 

¿Cómo aumentar la confianza online del cliente de ecommerce gracias a la traducción?

Internacionalizar nuestra tienda online parecía fácil, pero después de este repaso queda claro que hay bastante trabajo detrás. Evidentemente, exige un conocimiento técnico. No obstante, si ya partimos de una tienda online en España, esto lo tendremos más por la mano. Ahora bien, con la traducción de los contenidos entramos en otro nivel.

Antes de pecar de ahorradores y gestionarlo nosotros mismos, o pedírselo a un amigo que se defienda bien en otro idioma, no debemos de perder de vista la cultura. Trasladar toda una marca a un nuevo mercado implica conocer la cultura de destino: qué se puede decir, cómo se dice y qué elementos no demos utilizar bajo ninguna circunstancia en nuestras comunicaciones.

En definitiva, el apoyo de servicios de traducción para ecommerce profesional resulta crucial para que la expansión de nuestra tienda sea efectiva y segura. Y es que, ¿quién compraría en una tienda que (sin saberlo) le está faltando al respeto por una mala adaptación de sus contenidos?

Acerca del autor

Teresa Belaire

Licenciada en Comunicación Audiovisual y con un máster en guion de cine y televisión, es especialista en escribir historias. Como responsable de contenidos de Ontranslation, escribe sobre traducción, cultura y ecommerce como si desarrollara la biblia de su próximo largometraje.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

POSTS RELACIONADOS

+ Ver todas las publicaciones