¿Cómo traducir una página al inglés? Profesional vs. Bilingüe

Traducir una página al inglés es hoy en día elemental. Vivimos en la era de la internacionalización, del mundo interconectado. Y el idioma que predomina, y que todos conocemos en mayor o menor medida, es el inglés. Hoy en día, nadie que no hable tu idioma se va a molestar en leer tu página si no está en la lengua de Shakespeare. Aunque para comprar tal vez prefiera que esté en su idioma…

Traducir una web al inglés es necesario si no quieres ser invisible en tu mercado. La competencia a día de hoy es fuerte, y los clientes se irán siempre a comprar a un idioma que entiendan. ¿Qué mejor que traducir al inglés, la lengua vehicular actual?

¿Quién me hará la traducción de mi página al inglés?

Cuando nos decidimos a traducir nuestra página web, lo primero que nos preguntamos es quién va a hacerlo.  Muchas personas deciden hacerlo ellas mismos porque saben inglés. Otros deciden pedirle a una persona que hable el idioma dentro de su empresa que lo haga, o contratan a un amigo o familiar. Sí, señores, hoy en día mucha gente habla inglés. Pero hablar dos idiomas no te convierte en profesional de la traducción.

Pensemos en el castellano. ¿Cuánta gente de vuestro entorno escribe bien, sin faltas de ortografía, con buen estilo…? Y de estas personas, ¿cuántos tienen nociones de, por ejemplo, copywriting, o de escribir guiones?

Efectivamente, la especialización es muy importante. Y un traductor profesional siempre será un profesional y hará que los textos destaquen al traducir una página a inglés, claro.

¿Qué ventajas tengo al contratar traductores profesionales?

Confiar en un traductor profesional a la hora de traducir al inglés tiene múltiples ventajas. Hay ciertas características que un traductor profesional tiene y una persona bilingüe no:

Conocerá diferentes giros lingüísticos

Expresiones que van en consonancia con lo que expresas en español, y que te muestran tal y como tú quieres mostrarte. La cultura

Demostrará precisión en la terminología

Como persona nativa especializada en su lengua, su vocabulario será mucho mayor. Conocerá también diferentes dialectos y sabrá adaptar tu comunicación al estándar que le pidas.

Una agencia de traducción, podrá ofrecerte servicios adicionales.

Podrá, por ejemplo, ofrecerte servicios de traducción audiovisual o de redacción de contenidos, logrando que te comuniques perfectamente con clientes extranjeros. O quizás te pueda interesar una revisión de galeradas, para que tu web o tu catálogo luzcan perfectos.

Hará el trabajo en menos tiempo

Un profesional que conoce a lo que se dedica, y tiene rodaje en ello, tardará menos en traducir tu página al inglés que uno que no lo es. Muy probablemente se haya enfrentado a un texto muy parecido al tuyo, y conocerá la terminología adecuada.

Utilizará herramientas profesionales

Ante las dudas sobre cómo traducir alguna expresión, utilizará las herramientas profesionales adecuadas, o su red profesional, para resolverlas.

Ya lo sabes, confía solo en profesionales

Y no es que no puedas tener tu página traducida al inglés por un bilingüe. ¡Claro que puedes! El tema está en que si le encargas a un traductor profesional te asegurarás de que estará impoluta, y tendrá el lenguaje adecuado.

¡Recuerda que una sola falta de ortografía puede reducir las ventas de un ecommerce hasta un 50 %! ¿Te la vas a jugar o vas a contar con profesionales como nuestro equipo?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

POSTS RELACIONADOS

+ Ver todas las publicaciones